Escucha LOS MEJORES temas de la Salsa en: Mambo-inn Radio


 

 

LA SALSA Y SU BAILE:


"No es solo para Salseros"


Por: Agustín Pérez Aldave
This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla

 

Un Sabor/ Saber de Siglos


Larga historia de la música del Caribe en el Perú. Don César Santa Cruz Gamarra recoge en su libro Del waltz al vals información sobre el impacto de la visita de Eliseo Grenet y su revista musical cubana a Lima en las primeras décadas del siglo pasado. Sin embargo, la historia es más antigua. Mucho antes, ya don Ricardo Palma se había referido al apogeo de la conga en la capital peruana. Y, siglos atrás, el satírico andaluz Mateo Rosas de Oquendo escribía en su Sátira a las cosas que pasan en el Pirú 1598, “parece que las limeñas tienen un molino de aire en las caderas” y citaba ritmos en los que Alejo Carpentier en su texto La música en Cuba encuentra las bases de lo que se conocería como “rumba”.

 

Volvemos al siglo pasado. En la década del 40, Armando Oréfiche desembarca en el Callao con su carro y su perro. En 1951 tiene ribetes de escándalo la presencia de Dámaso Pérez Prado en Lima. En 1957, La Sonora Matancera ratifica que “es religión en el Perú”, como dice el escritor caleño Umberto Valverde. En esta misma década, el bolerista Lucho Gatica sufre la histeria de las limeñas tal como cuenta Mario Vargas Llosa en su novela La tía Julia y el escribidor.

 


Susana Baca, le dio talla extra a “Las Caras Lindas”.


Pero hay más. En junio de 1958 llega Benny Moré para una temporada en radio La Crónica y en varios locales. Desembarca con maletín de mano, y acompañado del pianista Rolando Colombie, en el aeropuerto de Corpac. Lo acompañaría la orquesta del saxofonista panameño Armando Boza. Todo esto mucho antes de la llamada música salsa. Desde luego que tanto disfrute de los ritmos caribeños tenía que dejar huella en los ritmos autóctonos, en especial en el vals, mucho antes de lo que se dio luego en llamar “folclor afroperuano”. Lo sabe mejor que nadie el notable guitarrista Carlos Hayre, quien añadió aires de bolero y de bossa al vals. También lo sabe Oscar Avilés, Primera Guitarra del Perú, quien en los setentas lanzó un proyecto innovador y con mucha aceptación: Valseando festejos, que significó añadir trombones y percusión caribeña a la “música criolla” del Perú. “Quise hacer algo nuestro al estilo de las orquestas de música del Caribe”, nos dijo hace años el maestro.

 

Disfrute de Todos

 

Más allá del criterio anticuado y miope que tiene la difusión de la salsa en el Perú, donde las nuevas, actuales y mejores propuestas casi no tienen tribuna, sin embargo, sigue habiendo una fanaticada salsera, y no nos referimos a los que gustan de los que están de moda y/o de los salseros clásicos o que tuvieron cierta popularidad en décadas recientes. Hay un sentimiento subterráneo por la salsa buena y de culto que nada tiene que ver con la imagen “salsera” del Perú.

 

Pero el disfrute no ha sido patrimonio de guaracheros y salseros únicamente sino de músicos que, aunque su eje de acción no sea el de los ritmos calientes del Caribe, sin embargo gozan con ellos. Ese es el motivo de este informe, así como recoger su parecer sobre Héctor Lavoe, a cuyo culto tampoco escapan.

 

PEDRO SUÁREZ VÉRTIZ:


“Una intensidad que ningún otro género posee”


Uno de los más exitosos cultores del pop del Perú. Sus discos tienen la extraña virtud de la longevidad. Entre sus hits figuran “Los globos del cielo”, “Un vino, una cerveza” y “Cuando pienses en volver”. ¿Alguien se lo imagina vacilándose con salsa? Lean sus opiniones.


“La salsa es la única música popular que no tiene relación alguna con otro género, ni en origen, instrumentación o ejecución. Es muy difícil que un oyente de salsa escuche otros géneros con igual comodidad. Es muy difícil que un músico de salsa pueda ejecutar otros ritmos como el rock, bossanova, balada o reggae con la soltura necesaria. Es casi imposible que un bailarín de salsa disfrute otros géneros. Y esto es por lo original y única que es la salsa. En letras, en ritmos, en melodías, tiene una intensidad que ningún otro género posee”.

 

Pedro Suárez Vértiz: “siempre he sido fanático de los tumbaos”.


¿Tienes alguna predilección a la hora de acercarte a la salsa?


Me gustan mucho los setentas y los ochentas. La industria discográfica en estas décadas le dio un lugar importante a la salsa respetando su forma y letra original. No como ahora, que se ha manoseado y se ha fusionado indiscriminadamente con el pop contemporáneo perdiendo este género tropical toda su fuerza cultural original.

 

¿Cuál es tu opinión sobre Héctor Lavoe?


Lavoe es el último sonero real de la historia. Su vida fue fiel a la verdad que la salsa refleja en sus letras y de ahí la adoración a su recuerdo. El mundo no entiende que el público salsero decodifica un sentimiento a través de la salsa, que la salsa no es música. Es el sonido de descarnadas sensaciones que muchos humanos tienen y que otros quieren negar por vergüenza, como la sexualidad, el resentimiento, la delincuencia, el dolor, el fracaso, o el éxito de quien proviene de la pobreza.

 

¿Está en tu panorama grabar alguna canción en este ritmo?


Por supuesto, me encantaría. Mi familia materna es del Callao, de Bellavista. Han convivido con el público salsero de cepa, que no escucha otra cosa. Me consta haber visto la influencia de la salsa en ellos como si fuera una religión. Aunque debo admitir que yo me identifico más con la forma musical de la salsa que con las letras. Siempre he sido un fanático de los tumbaos, o montunos, de introducciones de piano al inicio de una pieza de salsa. Esos pianos me paran los pelos.

 

MANONGO MUJICA:


“Como siguiendo un flujo de vida muy natural”


Baterista, percusionista e investigador del origen del ritmo y de los sonidos. Ha presentado audaces shows y ahora prepara otro un viaje musical. Además de sus propios proyectos musicales, es fundador del grupo Perujazz. Como promotor de espectáculos, tuvo el acierto de permitirle a Lima disfrutar en directo de la agrupación Son Boricua.


¿Cuál es tu sentir respecto a los ritmos caribeños, en especial la salsa o música cubana?


Mi sentir es que son ritmos que trasmiten mucho goce y alegría, como si fueran estructurados para el placer del cuerpo. Además, se tocan con una actitud muy relajada, como siguiendo un flujo de vida muy natural, en ese sentido es que los ritmos caribeños y el jazz han podido fusionarse, ya que ambos tienen mucho "swing".

 

Manongo Mujica, fundador de Perujazz.


¿Quiénes son tus preferidos?


Tito Puente, Tata Güines y Ray Barretto.

 

¿Qué opinas sobre Héctor Lavoe?


Pienso que Héctor Lavoe es el gran cantante y sonero de la salsa. Yo lo vi dos veces en New York con la orquesta de Willie Colón, y fue una experiencia extraordinaria. Su soltura, su intensidad, su capacidad para improvisar, pero sobre todo su profunda soledad. Quizás por eso transmitía tanto porque se veía que había sufrido mucho.

 

¿Cómo surgió la idea de dedicar con Perújazz un tema a Dámaso Pérez Prado?


Se me ocurrió porque sentí que su influencia en el Perú fue inmensa y de alguna manera en nuestro repertorio faltaba un tema que reflejara ese contacto con las ganas de bailar y de sentirte con el ahhh...... uh!!!!!!!

 

RAFAEL SANTA CRUZ:


“La máxima expresión del hombre sencillo”


Uno de los más lucidos personajes de la escena artística peruana. Actor, profesor, investigador, cantante, percusionista y conocedor de la música afroperuana. Ha publicado “El cajón afroperuano”, en el que documenta la presencia del noble instrumento de madera en el Perú y en otros países. El libro incluye un CD multimedia que contiene explicaciones, en audio e imagen, sobre las formas de tocar el instrumento, su construcción y ritmos básicos.


¿Qué es la salsa para ti?


Una fusión de ritmos de origen africano, y sus tambores aunque ya estilizados, con un idioma además de instrumentos musicales europeos, que toma elementos de la música contemporánea y que es la máxima expresión del hombre “común”, “sencillo”, “de a pie” de las zonas latino-caribeñas es lo que hoy día llamamos Salsa. Si nació después del 60, si en New York, si se llamó de otra forma antes... importa poco. Lo trascendente es que es una expresión del hombre (y mujer) latinoamericano, una expresión musical que va más allá de eso. Finalmente, es una expresión cultural. No importa en que contexto se encuentre una persona de origen latino, podría estar en cualquier ciudad de Sudamérica pero también en Tokio, Madrid o Berlín y la salsa lo identificará y se verá representado por ella.

 

Además de músico y actor, conduce el Magazín Sabatino

en CPN Radio y la web www.cajonperuano.org


¿En un país como el Perú cómo sientes la salsa?


La salsa es parte sustancial de la música popular y una especie de neo-folklore (si cabe este término) de Lima y Callao y algunas otras ciudades peruanas. La salsa es un fenómeno que viene a coronar la presencia de la música caribeña en el Perú que se iniciara en los años treinta, con la visita de grandes intérpretes, orquestas, músicos y cantantes de música caribeña, cubana en un inicio.

 

¿Qué relación estableces entre nuestra música negra y la salsa?


Mas bien diría la música afroperuana antes que música negra. Ciertamente, la presencia de afrodescendientes en el Caribe es mucho mayor que en el Perú, por lo tanto la cultura de origen africano está mucho más presente en esas zonas que en nuestra tierra. Sin embargo, la música afroperuana, si bien es cierto tiene características muy particulares, tiene en la polirritmia y en los cantos antifonales un punto de encuentro con la salsa. También es verdad que algunos géneros afroperuanos, se encuentran en los mismos compases que la guaracha, la rumba etc. Finalmente, no hay que olvidar que el cajón se utilizó con éxito en Cuba para interpretar el Yambú, con lo cual podríamos decir “cajón para los rumberos”...

 

¿Cuál es tu opinión sobre Héctor Lavoe?


Lavoe es un cantante cuyas calidades interpretativas son excepcionales. Supo interpretar el sentimiento del pueblo como pocos lo han hecho. Con un recorrido al borde del abismo transitó por esta vida gozándola al máximo y conociendo los sinsabores de la misma. Héctor Lavoe, siendo jíbaro y no mulato, es, sin duda, al lado de Benny Moré, Celia Cruz e Ismael Rivera, uno de los más grandes intérpretes del cantar afrolatino.

 

EVA AYLLÓN:


“Héctor Lavoe, cantante de corazón”


En el Perú, es la más popular cantante de los ritmos criollos, como el vals, el festejo y el landó. Convicta y confesa militante del sabor salsero. Ha cantado con El Gran Combo, con Rubén Blades y con Marc Anthony.


Eva Ayllón, cantó con el Gran Combo y Marc Anthony.


¿Por qué le gusta la salsa?


Me gusta la salsa porque es la música que he escuchado desde niña. Empecé con La Sonora Matancera y, luego, he seguido con la salsa moderna, pero no me gusta mucho la salsa dura.

 

¿Quiénes son los salseros que más le gustan?


Muchos: Héctor Lavoe, Gilberto Santa Rosa, Marc Anthony, Rubén Blades, El Cano Estremera, Luis Enrique, Raulín, Celia Cruz, La India, Oscar D'León, El Gran Combo, Willie Colón, Willy Chirino, Ismael Miranda, Larry Harlow, Andy Montañez.

 

Usted grabó “El cantante”. ¿Cuál es la apreciación que tiene de Héctor Lavoe?


El mejor sonero...Cantante de corazón. Aunque era El rey de la impuntualidad.

 

JULIO ANDRADE:


“Periódico de ayer”, una de las grandes obras”


Su propuesta es la fusión y el pop latino que suele salpicar con toques caribeños, como lo demuestra en sus temas “Ángel de la guarda”, “Me voy de aquí” o en “Malena” que finaliza con la tonada del “Ublabadú” de Héctor Lavoe. Lo cierto es que en algunas de sus actuaciones incluye valses peruanos, uno que otro bolero y hasta salsa.


¿Cuál es tu opinión de Héctor Lavoe?


Un gran sonero, sin lugar a dudas. Un ícono de la época de oro de la salsa. Para mí, el más grande de este género es y será Rubén Blades. Pero debo reconocer, y de hecho también quienes tuvieron la suerte de verlo en vivo, como yo, en la fenecida Feria del Hogar, que nadie como Lavoe tuvo esa tremenda capacidad para improvisar. Era impresionante oírlo cambiando los soneos (en relación al disco) a la hora de cantar en vivo, más aún si consideramos que casi nunca subía del todo ecuánime al escenario.

 

¿Te identificas con alguna canción en especial?


“Periódico de ayer”. Quienes algo sabemos de la buena salsa no dudaremos en distinguir a esta canción como una de las grandes obras de la música latina en general.

 

Julio Andrade: "Para mi el más grande es y será Rubén Blades".


RAÚL ROMERO:


“Héctor, leyenda de leyendas”


El conductor de televisión y líder, voz, carisma y compositor principal del ecléctico grupo Nosequién y los Nosecuántos, es fanático de Angel Canales, Oscar D'León y Héctor Lavoe, y no duda en decir presente para asistir a conciertos de salseros, como Willie Colón. “La pacha” y “Sin calzoncito” son temas de su repertorio con insobornable sabor caribeño.


“El Cantante está entre los artistas que más admiro. Su vida y su carrera son tan saltantes y especiales, que definitivamente constituyen leyenda de leyendas de la música latina. Desde “Sóngoro Cosongo”, “Rompe Saragüey”, “Todo tiene su final”, pasando por “Calle luna, calle sol”, hasta el gran “Periódico de ayer” o “El cantante”, forman parte de mis canciones compañeras durante muchos años de mi vida. Me llevan a momentos entrañables y sorprendentemente siguen alimentando mis sentimientos, aun ahora que las escucho luego de tanto tiempo”.

 

 

LUCILA CAMPOS:


Recibió receta de Celia Cruz.


Una de las cantantes más divertidas y auténticas de nuestra escena criolla. Como admiradora de Celia Cruz, una vez se hizo presente en una conferencia de prensa de la Reina Rumba y, como si se tratara de dos viejas amigas, la entrañable cubana no dudó en darle su receta para que la peruana cantara mejor: “No fumar, no tomar y no trasnochar”. Lucila es una de las grandes de la música negra y, sin embargo, no ha perdido la humildad. Hace unos años participó junto a Miguel Quintana y Pablo Villanueva “Melcochita” en un disco del grupo Monteadentro (para el sello Sar/Guajiro) y se lució en el tema “Voy pa' Sierra Morena” .

 

SUSANA BACA:


Le dio talla extra a “Las Caras Lindas”.


Figura de la llamada world music. Ha dado la vuelta al mundo con su personal propuesta de música negra del Perú. A su estilo ha llevado piezas como “Afroblue” de Mongo Santamaría, “Sun Sun Babae” de Rogelio Martínez, y “Las caras lindas” de Tite Curet. De esta versión dijo el inolvidable compositor boricua: “Ella le puso talla extra a mi canción”. En verdad, es una versión extraordinaria. Susana es una fanática de la salsa clásica como del bolero y otros tradicionales ritmos del Caribe.

 

 

 

DERECHOS RESERVADOS

www.mambo-inn.com

 

 

MAS NOTICIAS EN:

Logo_de_Facebook

La Hora Faniática

APUNTA Y DISPARA

sorpresas