Cuando apareció Mambo-Inn la idea era simplemente compartir la afición con los amigos. Queríamos intercambiar datos, ideas, hablar de lo que nos gusta, soñar, comentar los discos recién adquiridos, comentar el concierto al que habíamos asistido, organizar reuniones, charlas, recitales. Así nació la comunidad de Mambo-Inn y su crecimiento fue muy rápido.


Ahora que lo recuerdo, son diez años los que han pasado. Recién me he dado cuenta y es que el entusiasmo sigue siendo el mismo y uno ni cuenta se da del paso del tiempo. Eso sí, nuestra premisa fue siempre la responsabilidad, mucho sentido de la ética y el respeto, tratar de hacer la mejor labor y darle realce a nuestra afición, mucha dignidad.

 

Kike Vigil en la Biblioteca Nacional del Perú


Desde su inicio, Mambo-Inn procuró evitar los efectismos y estridencias propios de la comunicación que quiere impactar a como de lugar. Más bien, procuramos ponernos a la altura de los medios informativos de nivel, tal como ellos proceden, todo en aras de lo que siempre hemos considerado: Que nuestra música es la más bonita.


Al poco tiempo de aparecer Mambo-Inn, vino la ola del entorno digital. Igual seguimos con nuestras bases sólidas, generando información propia en nuestra web. Tratando de no copiar a nadie. Luego apareció el Foro de Discusión como un canal alternativo a la web, el Twitter, el Facebook y, finalmente, la radioemisora virtual Mambo-Inn Radio donde, tercamente, seguimos apostando por aquellas propuestas que no tienen espacio en los medios llamados “comerciales”.

 

Sin embargo, esto no hubiera sido posible sin el apoyo de mis grandes amigos. En primer término el doctor Luis Delgado-Aparicio Porta, la autoridad máxima en el Perú acerca de esta expresión musical. Asímismo, el literato Agustín Pérez Aldave, quien creyó en este medio cibernético desde el principio, el doctor Rigoberto Villalta, todo un erudito en la materia, y, finalmente, el periodista Eloy Jáuregui Coronado, cuya pluma es un permanente festín caribeño. A ellos se suman todos los colaboradores, de aquí y de allá, que con sus notas y escritos nos mantienen al dí a del acontecer musical.


Así han pasado diez años. Mambo-Inn es hoy un portal de difusión de la música del Caribe.

 

¡¡¡Y seguimos en Salsa...!!!