Escucha a los Bravos de la SALSA en HD por: Mambo-inn Radio


 

Pete “Conde” Rodríguez fue uno de los cantantes más queridos durante la época de oro de la salsa. Con un estilo muy particular, que debía mucho a la influencia de la escuela del soneo cubano, el ponceño se abrió paso en el competitivo mercado de la salsa nuevayorquina dejando una huella imborrable. Este 31 de enero cumpliría 80 años y sirva este breve artículo para rendir un pequeño homenaje a este gran sonero.

 


PETE 'EL CONDE' RODRÍGUEZ


"Fiesta con el Conde"


Por: Rigoberto Villalta zapata

This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it

 


Pedro Juan Rodríguez Ferrer nació el 31 de enero de 1933 en la Cantera en el Barrio Sexto de Ponce. Con apenas diez años empezó a tocar el bongo en el conjunto El Gondolero que era dirigido por su padre Emiliano Rodríguez. En 1946 la familia se mudó a Nueva York, empezando a trabajar en una imprenta hasta que fue reclutado por el ejército americano sirviendo como paracaidista durante la guerra de Corea.

 

De vuelta a Nueva York, fue parte del conjunto de Johnny Soler y de la Orquesta Oriental Cubana. Posteriormente se unió a la orquesta Jóvenes Estrellas de Cuba, dirigida por el trompetista Roberto Rodríguez quien años más tarde sería parte fundamental de la banda de Ray Barretto y de Fania All Stars. En 1961, mientras era parte de  la Típica Novel (1) entró en contacto con Johnny Pacheco quien se encontraba buscando nuevos cantantes para su famosa Charanga.

 

 

Su primer álbum con Pacheco se tituló Suavito (Alegre 820), compartiendo la parte vocal con Vitín López y Elliot Romero. Rodríguez sería el único de estos cantantes que se mantendría con el flautista cuando éste cambio el formato de charanga por el de un conjunto de son, inaugurando el sello más importante en la historia de la salsa: Fania Records.

 

Los dos primeros discos del sello Fania, el famoso Cañonazo (Fania 325) y Pacheco At The NY World´s Fair (Fania 326), nos trajeron al Nuevo Tumbao de Johnny Pacheco con la voz del Pete Rodríguez. En los siguientes trabajos del dominicano se incorporó como cantante a Ramón Quián Sardiñas, más conocido como Monguito El Unico. Al parecer, surgió una rivalidad entre los dos vocalistas lo que determinó que Rodríguez se separara de Pacheco en 1965 y se fuera a cantar con el Conjunto Sensación del pianista Rey Roig.

 

En el álbum Swing (Tropical 4602), ópera prima de esta agrupación, Rodríguez impuso "Punto Final" y "Salsa". Como dato curioso, el primer tema ya había sido grabado el año anteriormente por El Conde con Pacheco bajo el título "Dakar, Punto Final". Y en cuanto al segundo tema, también fue grabado en 1965 por Pacheco con la voz de Monguito El Único en el disco Pacheco Te Invita A Bailar (Fania 327). La estancia del intérprete de “Babaíla” con este conjunto fue breve pues solamente grabó un álbum más, el cual se tituló Los Campeones (Maseda 502) que recién salió al mercado en 1968.

 

 

TRES DE CAFÉ Y DOS DE AZUCAR


Ante la insistencia de Pacheco, Rodríguez regresó a trabajar con el dominicano grabando 1966 Pacheco Y Su Charanga By Popular Demand (Fania 333) en el cual compartió la parte vocal con Elliot Romero y Tony Díaz (2).

 

 

Posteriormente grabó con el Zorro de Plata el álbum Sabor Típico (Fania 339) en el cual comparte la parte vocal con Pacheco y Alberto Valdez, y es presentado por primera vez como Pete “Conde” Rodríguez. En cuanto a este apelativo, con el que sería identificado durante toda su vida, se dice que le fue puesto por su barbero cuando decidió dejarse la barba y cambiar su corte de pelo (3).

 

La siguiente producción del binomio fue Volando Bajito (Fania 363) donde se impusieron los hits "Azuquita Mami", "Negra Bon Bon" y "Agárrate de la Brocha". Después vendría La Perfecta Combinación (Fania 380), que nos trajo el extraordinario "La Esencia Del Guaguancó", "Como Cocina La Gorda" y "Sonero".

 

Los Compadres (Fania 400) fue un disco trascendental en cuanto perfiló la variante de la salsa que habría de tener mayor éxito comercial durante el Boom de la Salsa: la denominada matancerización. “El esquema tradicional (aquel de son y montuno) se modificaba a efectos del disco: la parte del son se reduciría al mínimo, restándole en lo posible toda su importancia, mientras que el montuno absolvería todo el interés”. (4)

 

De esta forma, El Conde puliría un estilo inconfundible aunque no exento de críticas, algunas injustificadas. “El Conde Rodríguez, que moldeó su estilo vocal según las exigencias cubanas de la orquesta de Pacheco, terminaría ubicado en un sitio desigual: no pertenecía al estilo típicamente salsoso, y tampoco podría ser considerado en la vieja y fundamental escuela de los auténticos  soneros cubanos”. (5)

 

La última producción de la pareja fue Tres De Café Y Dos De Azúcar (Fania 436) que incluyó "Primoroso Cantar" y el hit "Víralo Al Revés". Estamos en 1973 y la compañía empezaba a expandirse. En consecuencia había que ampliar el catálogo de artistas.

 

 

 

ESTE NEGRO SI ES SABROSO

 

Pete “El Conde” Rodríguez siempre fue considerado como una de las auténticas Estrellas de Fania pues estuvo presente en la mayoría de discos y conciertos de esta orquesta.

 

Además de los clásicos Live At The Red Garter Vol. 1 y 2 (Fania 355 y 364) y Live At The Cheetah Vol. 1 y 2 (Fania 415 y 416), también participó en Live At Yankee Stadium Vol. 1 y 2 (Fania 476 y 477). Por si fuera poco, en el disco Latin, Soul, Rock (Fania 470) cantó a dúo con Willie Colón "Chanchullo", del gran Israel “Cachao” López, y "Mamaguela", del inmortal Tito Rodríguez. Y en 1976 rindió homenaje al intérprete de "Inolvidable" en el álbum Tribute To Tito Rodríguez (Fania 493).

 

De igual forma, intervino en Hommy: A Latin Opera (Fania 425), proyecto de Larry Harlow que se basó en la ópera rock Tommy del grupo The Who.

 

Una vez independizado de Johnny Pacheco, ya en plan de solista se publicó en 1974 El Conde (Fania 459) donde impuso "Babaila", "Un Toque Pa´Yambao" y "Los Compadres". Dos años después se editó Este Negro Si Es Sabroso (Fania 489), en el cual se destacó uno de los temas más vendidos por la compañía en toda su historia: "Catalina La O", compuesto por Johnny Ortíz y arreglado impecablemente por José Febles, que se constituiría en el mayor éxito discográfico en la carrera del cantante ponceño.

 

Para 1977, en pleno Boom de la Salsa, salió al mercado One Touch Of Class (Fania 519), imponiendo "Mi Bongó Antillano", "El Instrumento" y "Tambó". Cerrando la década grabó Soy La Ley (Fania 550), convirtiendo en hits el tema homónimo que da título al disco y "Mi Negra Mariana", sabroso son de Ramón Rodríguez.

 

 

Debe destacarse en estos trabajos la labor de Louie Ramírez que como productor, arreglista y director de grabación, fue responsable del éxito alcanzado por El Conde durante esta etapa. También en 1979, Rodríguez fue invitado por Tito Puente para interpretar "El Conde Negro" en el álbum Homenaje a Beny Vol. 2 (Tico 1436). Igualmente, el tres de marzo de ese año se presentó con Las Estrellas de Fania en el Teatro Carlos Marx de La Habana, cantando "Menéame La Cuna", concierto que fue recogido en el álbum Habana Jam (Fania 554).

 

En 1980 participó en Celia, Johnny And Pete (Vaya 90), imponiendo "Así Cantaba Papá" y "Me Voy Contigo", a dúo con Celia Cruz. También a dúo con la Diosa del Ritmo, convirtió en éxito el tema "Encántigo", incluído en el disco de Fania All Stars Commitment (Fania 564).

 

Un año después, también con Las Estrellas de Fania, grabó el fabuloso son "Rosa En El Fango", de Curet Alonso, en el álbum Latin Connection (Fania 595). Finalmente, en 1982 publicó Fiesta Con El Conde (Fania 606), arreglado y producido por José Febles, destacando los hits "Pastorcillo" y "Punto Baré".

 

 

AZUQUITA MAMI

 

En 1983 empezó a sentirse en el mercado la paulatina debacle de la Fania como compañía vendedora de salsa. Afirmamos esto porque en este año la empresa editó una serie de producciones en las cuales se “volvía a reunir” a sus estrellas luego de estar envueltas en proyectos como solistas.

 

En este orden de ideas, tenemos el álbum Vigilante (Fania 610) que representó la reunión de Willie Colón y Héctor Lavoe, luego de ocho años en los cuales cada uno de estos artistas estuvo envuelto en sus propias carreras. Igualmente, se editó Tremendo Trío (Fania 624) que juntó a Celia Cruz, Adalberto Santiago y Ray Barretto.

 

 

Siguiendo esta tendencia, se publicó De Nuevo Los Compadres (Fania 625), que volvía a reunir luego de diez años a Johnny Pacheco con el Conde Rodríguez. La pareja continuaría grabando hasta 1989 una serie de producciones que, con la distancia que dan los años, se constituyen al día de hoy en el testamento del estilo “matancerizante” del cual el Zorro de Plata fue representante de primer orden. Así, entre 1985 y 1989 los Compadres grabaron Jicamo (Fania 638), Salsobita (Fania 644) y Celebración (Fania 652), disco editado con ocasión de las Bodas de Plata de la compañía.

 

Paralelamente, durante este período El Conde participó en las producciones de Fania All Stars Lo Que Pide La Gente (Fania 629), Viva La Charanga (Fania 640), donde interpretó el clásico "Vacila Con Tu Trago", y "Bamboleo" (Fania 650), imponiendo el hit "Djobi, Djoba". Del mismo modo, tuvo destacada participación en el Homenaje a Beny Vol. 3 (Vaya 105) de Tito Puente, interpretando a dúo con la gran Celia Cruz los boleros "Perdón" y "Preferí Perderte".

 

Comenzando la década del noventa, Rodríguez editó El Rey (Fania 663), presentado como un proyecto solista aunque en realidad se trataba de una producción más del maestro Johnny Pacheco. Este disco nos trajo una peculiar versión a ritmo de son del bolero "Que Te Pedí" que popularizara La Lupe con la Orquesta de Tito Puente en 1965. Igualmente, se destaca "La Rumba Es Mía", poderoso tema de la autoría de Junior Cepeda.

 

Comenzando 1993 publicó Generaciones (Marcas 001) con la colaboración de sus hijos Cita y Pete Jr., contando con la dirección musical de Isidro Infante. Ese mismo año participó en La Perfecta Combinación (RMM 81126), cantando a dúo con Cheo Feliciano el soberbio "Soneros De Bailadores", con solos de Tito Puente, Giovanni Hidalgo y Luis “Perico” Ortíz.

 

 

Con ocasión de la celebración de los treinta años de la compañía Fania, en 1994 se llevaron a cabo una serie de conciertos en Miami, San Juan y Nueva York. Al año siguiente salió al mercado Fania All Stars Live In Puerto Rico (Fania 684), que recogía en audio y video lo mejor del show efectuado en el Hiram Bithorn Stadium el 11 de junio de 1994, destacando El Conde Rodríguez con la interpretación de uno de sus himnos: "Azuquita Mami".

 

En 1997 la compañía publicó Pete and Papo (Fania 697), producción de boleros que reunió al cantante con el fabuloso pianista director de la Sonora Ponceña. Meses después saldría al mercado su último trabajo con Fania All Stars: Bravo ´97 (Fania 711) en el cual interpretó magistralmente "Que Te Vaya Bien", a nuestro parecer el mejor tema del disco. Al año siguiente fue invitado por Jimmy Bosh a participar en el álbum Soneando Trombón (Ryko Latino 1004) cantando "La Soledad", guaracha clásica que en su momento impusieran Rafael Cortijo e Ismael Rivera.

 

Pete “El Conde” Rodríguez se mantenía en plena actividad. Participó incluso en el año 2000 en Masterpiece (RMM 84033), el histórico disco de Tito Puente y Eddie Palmieri, soneando el tema "Marchando Bien". Pero quiso el destino que esta producción sea la última tanto del Rey del Timbal como del sonero ponceño pues el dos de diciembre de ese mismo año Pete “El Conde” Rodríguez falleció de un infarto mientras dormía en su casa.

 

En 2001 se editó de manera póstuma Pete “Conde” Rodríguez Live At Teatro La Perla (Fania 746) que recopila una serie de actuaciones del sonero en este teatro ponceño, contando con la participación de Johnny Pacheco, Ismael Miranda y Andy Montañez.

 

Como decíamos al comenzar este breve artículo, El Conde cumpliría ochenta años y dónde quiera que esté, estamos seguros que sigue soneando y pregonando la esencia del guaguancó.

 

 

NOTAS:

 

(1) La Típica Novel se transformaría en la Orquesta Novel cuando en 1976 empezó a grabar para el sello Fania. La Orquesta Novel grabaría en la compañía de Jerry Masucci hasta 1989, año en que se editó su última producción Orquesta Novel From New York City (Fania 653).

 

(2) Tony Díaz fue el vocalista original de Willie Colón en la producción El Malo (Fania 337) pero por una decisión de Johnny Pacheco se montó la voz de Héctor Lavoe en vez de la de Díaz.

 

(3) También se argumenta que el apelativo El Conde sirvió para diferenciarlo del pianista Pete Rodríguez, uno de los pioneros del boogaloo en la ciudad de Nueva York entre 1965 y 1969. Insistiendo en este apelativo, es menester precisar que el primer cantante en usarlo, en plena década del cincuenta, fue Enrique Benítez, corista de la banda gigante de Beny Moré.

 

(4) El Libro de la Salsa-Crónica de la Música del Caribe Urbano, Editorial Caracas 1980, p. 90.

 

(5) Ob. Cit., p. 127.


 

 

 

 

DERECHOS RESERVADOS

www.mambo-inn.com


 

MAS NOTICIAS EN:

Logo_de_Facebook

La Hora Faniática

APUNTA Y DISPARA

sorpresas